La pareja es sin duda un espacio que nos genera bienestar y equilibrio si esta funciona, pero también es un ámbito donde una relación tan cercana y profunda emocionalmente nos puede generar conflictos y desequilibrios profundos si esta se ve amenazada por cambios que supongan una adaptación de la relación como puede ser el inicio de una convivencia, una infidelidad o la aparición del primer hijo. Otros cambios pueden surgir del entorno como puede ser la aparición de una mala situación económica, enfermedad de uno de los miembros o cambios laborales.

Todas las relaciones de pareja atraviesan por momentos difíciles y el hecho de afrontarlos y superarlos contribuye a dar mayor solidez a la relación.

En muchas ocasionas las parejas no encuentran la forma de solucionar sus problemas, en estos casos la terapia de pareja puede ayudar y mucho.

¿Qué problemas trato?

  • Dificultades de comunicación
  • Celos
  • Distanciamiento
  • Falta de confianza
  • Monotonía y rutina

No existen las parejas perfectas sino parejas que saben solucionar sus problemas